logo encabezado Bandera Argentina.

actualidad

Se considera cierto que quienes no conocen la historia están condenados a repetirla. Yo no creo que su conocimiento pueda salvarnos. Lo constante en la historia es la codicia, la necedad y una avidez de sangre que incluso Dios (que sabe todo cuanto puede saberse) parece impotente para cambiar. Cormac McCarthy.        

Y llegó el día “D” para Estados Unidos.

Lunes 01 de agosto de 2011

Y llegó el día “D” para los EE. UU, no como invasores en una lejana playa de Normandía, sino precisamente en el propio corazón del Estado norteamericano: el bolsillo de cada uno de sus ciudadanos.

Mañana 2 de agosto se cumple el plazo que desde el año 2009 preveíamos en esta columna con el nombre de ¿Obama traicionó al pueblo de EEUU y al mundo? (16-6-09 Pág. 20). Ratificado en reiterados artículos en los años 2010 y 2011.

El 15-02-2010 bajo el título “Obama el verdugo”, timonel de rescates fraudulentos, insinuábamos los escenarios que hoy ya claramente se presentan:

1. Que se permita un corrimiento del límite de endeudamiento. Es decir, aumentarlo en U$S2.000.000.000.000 (dos billones de dólares) más para “zafar” hasta el año que viene. Pero, la deuda de EEUU es de U$S15.000.000.000.000 (quince billones de dólares) equivalente al 95% de PBI de este año 2011 y, estos dos billones son el 14% de tal deuda, por lo que de concederse superaría la capacidad económica de EEUU de un año, es igual al default.
Ahora bien, esta plata es para pagar deudas, no para un destino productivo de economía física real. Por lo que al intentar postergar la crisis, se la agrava. No se la evita.

2. Si no se le concede más endeudamiento aceptándose la deuda fraudulenta, el colapso estallaría de inmediato. Ante cualquier opción, los ajustes serán tremendos.

Pero, ¿por qué el pueblo estadounidense se debe hacer responsable de afianzar decenas de billones de dólares en deudas fraudulentas, sin valor, ficticias e impagables?

Son los funcionarios públicos, traidores, electos o designados en cargos de importancia los que deben rendir cuenta por sus delitos.
Tales delitos surgen del informe del GAO (Oficina de Responsabilidad Gubernamental) en razón de la auditoría finalizada en el mes pasado a la Reserva Federal que involucra directamente a Barack Hussein Obama y su grupo de “conductistas”. En una absoluta constatación que los billones de dólares en titulados “préstamos de emergencia” a bancos de Wall Street y del extranjero no podían hacerlo porque el alegato con el que pretenden justificarlos fue totalmente falso, habiendo sido los destinatarios de tales “créditos de emergencia” comisionistas y contratistas privados como JP Morgan Chase, Morgan Stanley, Wells Fargo, Goldman Sachs, etc.

Todo es una ficción de un maquiavélico juego financiero destructivo del Estado del Norte de América, en el que todo el mundo (países y empresas) pide prestado, obtienen sus préstamos, comprometiendo a sus ciudadanos porque son ellos los que en definitiva pagarán. Aún con sus propias vidas y las de las generaciones venideras. Nadie más. Pero, ¿de dónde sale el dinero? ¿Quiénes son los que prestan? Si no hay titulares, desembocamos necesariamente en que tales préstamos son falsos. Es un juego de azar temporáneamente mantenido con mentiras e ilusiones. No es posible que un sistema monetario en bancarrota se rescate a sí mismo.

Admitámoslo, el sistema monetario empezó su estallido en el 2007. Hoy está muerto y todo el mundo está inmerso en él.
Sólo un acuerdo entre Rusia, India y China con los EEUU, comprometiéndose a la aplicación de la llamada ley Glass-Steagall, un sistema de cambios fijo, más un congelamiento de los embargos y una reorganización por bancarrota de todo el Sistema de la Reserva Federal, puede dar un viso de luz a la oscuridad reinante.



Fuente: Dr. Javier Cornejo Solá.

EXPOSITORES.

TITLE

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipisicing elit, sed do eiusmod tempor incididunt ut labore et dolore magna aliqua. Ut enim ad minim veniam, quis nostrud.

TITLE

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipisicing elit, sed do eiusmod tempor incididunt ut labore et dolore magna aliqua. Ut enim ad minim veniam, quis nostrud.

TITLE

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipisicing elit, sed do eiusmod tempor incididunt ut labore et dolore magna aliqua. Ut enim ad minim veniam, quis nostrud.

TITLE

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipisicing elit, sed do eiusmod tempor incididunt ut labore et dolore magna aliqua. Ut enim ad minim veniam, quis nostrud.

TITLE

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipisicing elit, sed do eiusmod tempor incididunt ut labore et dolore magna aliqua. Ut enim ad minim veniam, quis nostrud.

TITLE

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipisicing elit, sed do eiusmod tempor incididunt ut labore et dolore magna aliqua. Ut enim ad minim veniam, quis nostrud.

TITLE

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipisicing elit, sed do eiusmod tempor incididunt ut labore et dolore magna aliqua. Ut enim ad minim veniam, quis nostrud.

TITLE

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipisicing elit, sed do eiusmod tempor incididunt ut labore et dolore magna aliqua. Ut enim ad minim veniam, quis nostrud.

ECONOMÍA

Veniam, dolore laboris velit Lorem proident, dolore Ut fugiat amet. Minim mollit aute minim id cupidatat ullamco elit, Duis culpa. Excepteur dolor non irure tempor irure non velit Ut eiusmod. Aliquip velit dolore ipsum exercitation dolore adipiscing consectetur ea occaecat. Culpa et dolore cupidatat ut veniam, ullamco Ut dolore ex. Amet, ex nostrud proident, aliquip cillum cillum ex consectetur occaecat. Lorem ea officia velit mollit laboris eiusmod Lorem aliquip exercitation. Deserunt tempor in ad nostrud nostrud ea dolore laborum deserunt. Dolore dolor abore esse irure occaecat nisi ullamco ipsum eu. Minim et Excepteur officia aute ullamco laborum do et ipsum.

POLÍTICA

Veniam, dolore laboris velit Lorem proident, dolore Ut fugiat amet. Minim mollit aute minim id cupidatat ullamco elit, Duis culpa. Excepteur dolor non irure tempor irure non velit Ut eiusmod. Aliquip velit dolore ipsum exercitation dolore adipiscing consectetur ea occaecat. Culpa et dolore cupidatat ut veniam, ullamco Ut dolore ex. Amet, ex nostrud proident, aliquip cillum cillum ex consectetur occaecat. Lorem ea officia velit mollit laboris eiusmod Lorem aliquip exercitation. Deserunt tempor in ad nostrud nostrud ea dolore laborum deserunt. Dolore dolor abore esse irure occaecat nisi ullamco ipsum eu. Minim et Excepteur officia aute ullamco laborum do et ipsum.