logo encabezado Bandera Argentina.
politica

El rol de Balbín como “oponente oficial” de Perón,
contado por Benítez

Por el Dr. Julio C. González.

Hablando de estos temas con el doctor Antonio Benítez, el ex ministro me confirma la función de Balbín como opositor “oficial” del peronismo. “Desde el tiempo en que era diputado actuó de común acuerdo con nosotros. Dirigía la oposición controlada por nuestro gobierno y lo hacía muy bien. Después que Perón lo indultó y se reintegró a la Cámara tras cinco meses de detención que lo llevaron de anónimo desconocido a figura nacional, varios diputados radicales se dieron cuenta de la maniobra. Entonces le hacían la vida imposible tirándole papelitos en el recinto donde lo acusaban de colaborar con el gobierno teatralizando como opositor”.

“Fue entonces -continúa Benítez- cuando vino a ver a la presidencia de la Cámara de Diputados casi llorando. Convinimos que atacara fuertemente al gobierno, pero sin nombrar a Perón ni a Eva Perón. Incluso lo autoricé a que hablara mal de mí en sus discursos en el recinto, lo que le pareció bien. Me traía en secreto los discursos de oposición que iba a decir, y me los leía. Entonces yo le daba mi visto bueno el lo corregíamos en algo y él se largaba a atacar al gobierno en el recinto. De esta manera consiguió que los diputados radicales lo dejaran más tranquilo”.

“Balbín temblaba de que le sacara la luz lo ocurrido en la intervención de Carlos Borzani a la provincia de Mendoza, donde el dirigente-dirigido se desempeñó como fiscal del Crimen. Esa intervención saqueó Mendoza. Entre los asesinatos figuró el gobernador legítimo, Carlos Washington Lencinas”.





Cómo se llega a la fórmula Perón-Perón

María Estela Martínez Cartas contrajo enlace con Juan Domingo Perón “en conciencia” durante el exilio del general en Madrid. La expresión “en conciencia” significaba en el derecho canónico vigente en la época que ambos contrayentes creían de buena fe que no existía impedimento canónico para unirse en matrimonio. En la España gobernada por Franco el matrimonio religioso católico valía como matrimonio y sociedad conyugal a los efectos jurídicos civiles. “En conciencia” habría sido puesto en razón de la situación de Juan Domingo Perón en la Iglesia católica. En 1955, en pleno enfrentamiento entre el gobierno peronista y la Iglesia católica, el Congreso sancionó la ley de divorcio vincular con la consiguiente aptitud de los ex cónyuges de contraer nuevas nupcias, y Perón, como presidente de la República, promulgó la ley. La reacción de la Iglesia no se hizo esperar. El Vaticano publicó de inmediato una bula excomulgando latae sententia (es decir, en general) a todos los que habían elaborado esa ley: diputados, senadores, presidente y ministros que intervinieron en su sanción y promulgación. Empero, el derecho canónico vigente entonces establecía que un jefe de Estado, si era excomulgado, debía ser mencionado con sus nombres y apellidos completos en el documento pontificio que así lo resolviera. El caso es que este documento excomulgado. Una situación anfibológica que por falta de definición satisfacía por igual a peronistas y antiperonistas católicos.

Respecto de cómo llegó la señora de Perón a ser compañera de fórmula de su marido abundan las versiones.

Una tarde en la residencia de Olivos, siendo yo ya secretario técnico de la Presidencia, después de la firma del despacho presidencial la Presidenta me comentó señalándome un viejo sillón con esterilla:

-El general, sentado en ese sillón, me dijo llorando que se volvía a España si yo no lo acompañaba en la fórmula.

Fue la única mención que me hizo sobre la decisión de acompañar a Perón como vicepresidente en la fórmula electoral.

Comentando el mismo tema con Benítez en Magdalena, me ha referido que todos los ministros -él incluso-, las autoridades del partido justicialista y los dirigentes gremiales fueron citados para que pidiesen a Perón en su casa de Gaspar Campos que la fórmula presidencial se integrase con su señora esposa.

- ¡De ninguna manera! -dijo violentamente Perón, según Benítez-, No quiero nepotismos. ¡Sé lo que una vez me pasó por incorporar familiares en el gobierno!

Ante esa rotunda negativa, los visitantes se retiraron sin musitar palabra. Ya en la salida, López Rega les dijo a los presentes:

-No se hagan problema; Isabel será vicepresidenta. Mantendremos al viejo sin hablarle durante unos días y ya va a aflojar.

Hay un pequeño detalle: Benítez ubica la escena en la casa de Gaspar Campos, donde Perón vivía antes de ser candidato. Isabel, a juzgar por las palabras citadas al comienzo de este párrafo y que no se condicen para nada con lo referido por Benítez, ubicó la solemne petición del General en la residencia presidencial de Olivos, que por aquel entonces esta ocupada por el presidente provisional Lastiri y su esposa, la hija de López Rega.

A su vez, Norma López Rega, durante nuestro cautiverio en el buque Treinta y tres Orientales, me dio tercera versión del asunto: Perón estaba sentado en un sillón -no indicó en qué casa- e Isabel le dijo que si ella no era candidata a vicepresidente se volvían todos a España. Y Perón, disgustado, aceptó.

Sin que ningún sector del peronismo y menos aún la multitudinaria “Juventud Peronista” (JP) lo pidiera o propusiera, se reunió en el Teatro Nacional Cervantes del Congreso Nacional del Partido Justicialista. En el centro de la mesa de los miembros del congreso que presidían el acto estaban sentados Perón y su esposa. La activista y congresal Norma Kennedy pidió la palabra y dijo que la fórmula presidencial debía ser “Perón-Perón”. Los enfervorizados congresales del partido irrumpieron en vítores y aplausos puestos de pie. Así quedó proclamada públicamente la fórmula Perón-Perón para las elecciones presidenciales, fórmula que triunfaría por siete millones de votos.







Nota: Textos extraídos del libro Isabel Perón. Intimidades de un gobierno. Autor Julio González, Editorial El Ateneo. Págs. 40-45

¡Importante!: Se permite la reproducción de los documentos de este sitio a condición de mencionar la fuente y el autor de los mismos.
Todos los Derechos Reservados-©-ArgentinaOculta.com - 2003 - 2020.